Text Size

Buscador

NETANYAHU CONVOCA A ELECCIONES ANTICIPADAS EN ISRAEL

THE NEW TORK TIMES      9 de octubre de 2012       EE.UU

El primer ministro Benjamin Netanyahu no fijó una fecha para las elecciones anticipadas, pero se espera que sean a mediados de febrero

El primer ministro Benjamin Netanyahu pidió que las próximas elecciones se lleven a cabo a principios de año y no como estaban previstas para  octubre de 2013, expresó además que las conversaciones con sus socios de la coalición demostraron que sería imposible aprobar "un presupuesto responsable" con grandes recortes.

"Lamentablemente, a los partidos y las facciones les resulta difícil dejar a un lado sus intereses personales y dar prioridad a los intereses nacionales", manifestó Netanyahu. "El bien del Estado de Israel exige ir a elecciones ahora, y lo más rápidamente posible. Es preferible para Israel tener una campaña electoral corta de tres meses en lugar de lo que efectivamente terminaría en una campaña de un año de duración que perjudicaría la economía israelí ".

La votación podría ser más o menos el 15 de enero, pero muchos aquí han especulado que sería fijada para mediados de febrero, lo que haría que el gobierno de Netanyahu fuese el primero en más de dos décadas en completar su mandato de cuatro años. Una victoria al mismo tiempo que Estados Unidos elige un nuevo presidente o reelige a Obama para un segundo mandato probablemente alentaría al primer ministro a continuar con su estrategia agresiva hacia Irán, mientras que la mayoría ignora el conflicto con los palestinos.

La campaña comienza con el primer ministro y su tendencia derechista al Partido Likud en posiciones fuertes, según analistas, mientras que el centro está fragmentado y el líder de la oposición, Shelly Yacimovich, del Partido Laborista, tiene poca credibilidad en el público porque carece de credenciales de seguridad.

Con su reciente discurso ante la Asamblea General de Naciones Unidas donde señaló que la primavera sería la fecha límite  para impedir que Irán tenga la capacidad de desarrollar una bomba nuclear, Netanyahu ayudó a asegurar que este tema clave sería centro del debate de la campaña. Como era de esperar, se refirió a Irán y a otros asuntos de seguridad en reiteradas ocasiones durante su breve comparecencia, una versión de puntos claves de su probable discurso de campaña.

Los analistas argumentaron que la cuestión fundamental de la campaña no es si Netanyahu va a ganar, sino si va a mantener lo que se conoce como sus "aliados naturales" - partidos de derecha y religiosos - o hacer un giro hacia el centro para crear una coalición más amplia, o por lo menos diferente, tal vez con disímiles prioridades. "La batalla está realmente en el centro", dijo Abraham Diskin, un politólogo de la Universidad Hebrea y del Centro Interdisciplinario de Herzliya. "Estoy seguro de que va a tratar de crear una coalición con partidos centristas".

Netanyahu anunció en mayo que había llegado el momento para una nueva votación, y luego dio a conocer la creación del denominado gobierno de unidad con el líder del Partido Kadima, Shaul Mofaz.

Esa asociación deshecha dos meses más tarde por el fracaso de resolver el tema de cómo muchos estudiantes ultra-ortodoxos de yeshiva deberían estar exentos del servicio militar, cuestión que desde entonces ha desaparecido del debate público, para disgusto del señor Mofaz, quien describe las elecciones como "una oportunidad para reemplazar el mal gobierno de Netanyahu que ha provocado el aislamiento de Israel, dañado su disuasión y debilitado su clase media."

Otra alternativa es Tzipi Livni, quien fue destituido como jefe de Kadima a principios de este año y está considerando una nueva entrada, tal vez al frente de un nuevo partido o unirse con Yacimovich. Livni no reveló sus planes, pero dijo: "Hoy Israel necesita reevaluar su trayectoria."

Gabriel Weimann, profesor de comunicación en la Universidad de Haifa, dijo que estaba sorprendido por el hecho de que Netanyahu no mencionara su Partido Likud ni los logros de los últimos cuatro años.

"Este va a ser un modelo muy, muy personal de elección", señaló el profesor Weimann al referirse a las palabras de Netanyahu: “Confíen en mí otras vez, vuelvan a elegirme”.

Traducción: Niurka Farrat Cabrera

Comentarios (0)add comment

Escribir comentario
corto | largo

busy